La mejor opción para toda mujer: Los jeans

 

jeans1jeans_rotos_05

En un principio, ideados para mineros y granjeros -resistentes al desgaste y la fricción-, los jeans se popularizaron a mediados del siglo XX con la explosión del rock y se convirtió en un símbolo de juventud y rebeldía, siendo hoy una prenda más en todo vestuario e incluso usada en la moda de alto nivel.

Los jeans, blue jeans, pantalones vaqueros o texanos, son un tipo de pantalón elaborado con un tejido de algodón muy resistente, llamado denim o mezclilla, de tramas blancas y azules (y teñido de azul índigo). Los pantalones blue jeans fueron creados por Levi Strauss y Jacob Davis en 1873, y a lo largo de sus más de 100 años de historia, han existido diversos modelos y diseños, con variación de colores, de cintura más baja o más alta (tiro bajo o corto, y tiro alto), con el corte de las piernas rectas, ajustadas o abiertas –acampadas- en su copa (pata de elefante), con accesorios de moda, con y sin bolsillo, y un muy largo etcétera, dado que se ha convertido en quizás la única prenda que todas las personas de todo el mundo han vestido al menos una vez en su vida.

ag-jeans-fall-winter-2013-2014-womens-denim-lookbook-2jeans-rotos-famosas-2

El uso del pantalón en la mujer no fue algo sencillo de que ocurriera, de hecho el uso de esta prenda nace por una “necesidad”. Hoy es tan normal comprar y usar pantalón como lavarse los dientes, pero solo en el mundo occidental ya que algunos países de oriente aún mantienen en su cultura la idea de que las mujeres no deben usar pantalón.

Existen diferentes registros de cuándo la mujer comienza a utilizar esta prenda. Algunos hacen mención que fue en 1935 cuando la mujer en los Estados Unidos comienza a utilizar los pantalones vaqueros o jeans con la aparición de la marca Lady Levi´s y desde ese entonces no se han separado nunca más.

Otros registran- y hasta afirman- que por parte de la mujer surge la necesidad de incorporarse como obreras en las fábricas donde trabajan sus maridos, mientras ellos combatían en la II Guerra Mundial. Necesitaban estar cómodas y seguras, por eso comenzaron a utilizar el pelo recogido y los pantalones. Una vez que los hombres volvieron de la guerra, la mujer debía retomar sus antiguas costumbres, pero eso fue algo difícil de que sucediera.

image4xxlJeans-ajustados-de-dama-8

Fueron los años 60 cuando comienza la verdadera “revolución” del uso del pantalón en las mujeres. Por una parte fue Yves Saint Laurent, que en 1966 lanza el primer esmoquin femenino, causando un gran quiebre en la nueva manera de vestir que tendrían las mujeres. Y por otro lado los hippies comienzan a utilizar esta prenda y comienza la difusión masiva de una de las prendas usadas por ambos sexos hasta el día de hoy. KC

Los mini vestidos y el millar de opciones urbanas

En este mundo moderno, en donde todas andamos ocupadas, con prisas, ya sea en la oficina, la escuela, las citas y salidas, pareciera que en muchas ocasiones nos podemos llegar a acostumbrar únicamente al uso diario y constante de nuestros fieles amigos los pantalones.

A primera impresión claro que la mayoría de las veces nos resultan la opción mas obvia y sabia en este ajetreado va y ven de responsabilidades.

En algunas ocasiones, pareciera que nuestro ritmo de vida nos limitara a dejar de lado un poco nuestra femineidad, e ignorar buenas opciones de prendas tan sentadoras para todas, como lo son los vestidos y que decir de los mini vestidos.

Digamos lo que digamos, el simple hecho de ponernos un vestido nos cambia el día, sin mencionar que aunque a algunas nos preocupe mas nuestra comodidad, al momento de usarlos, nos hacen sentir mas especiales, por no decir femeninas.

Sin embargo, esta enorme urbe y ritmo de vida en la que nos encontramos, nos llegan a impedir, tal vez de manera inconsciente, el utilizar esta hermosa prenda, que ha sido el símbolo distintivo del genero femenino por generaciones.

Ahora es cuando podemos retomar este lado que todas tenemos y utilizar de nuevo un hermoso vestido, incluyendo aquellos que al parecer están totalmente fuera de cualquier consideración como los minis. Por que no lo neguemos, todas en secreto vemos esos pequeños amigos como una hermosa opción, pero en muchos casos preferimos dejarlos de lado puesto que creemos no se adapta a nuestro ritmo de  vida.

Pero lo mejor esta por llegar, ya que solamente hace falta un poco de imaginación y buen gusto, para poder incorporarlos en nuestro guardarropas y así utilizarlos en cualquier ocasión, sin sentirnos incomodas o fuera de lugar.

mini cafejessica-alba

Todo lo que necesitamos es primero decidirnos y elegir el que mas nos agrade y mejor nos quede. Acto seguido y quizá el mas importante elegir los complementos:

-Las medias, mallas o mallones que utilizaremos, accesorios indispensable para poder sentirnos cómodas, y seguras.

-Los zapatos. En la mayoría de los casos unas hermosas botas de tacón alto o incluso bajo arman el conjunto, aunque no debemos dejar de lados las zapatillas o los encantadores y supercómodos flats, que también pueden armar un conjunto encantador.

-El cinturón, otra pieza que puede realzar completamente tu conjunto, por lo que procura que sea de excelente gusto y calidad, no necesariamente debe ser costoso, pero si debe ser simple y lustroso.

-Finalmente los complementos: suéter, chamarra o saco, la elección de los mismos dependerá si estas buscando un atuendo formal o uno mas casual.

leggins and dress1

Recuerda que lo mejor de todo esto, es que no estamos hablando de simple y llana moda, sino de divertirnos al mezclar nuestra ropa, además de encontrar nuevas y variadas formas de expresar lo que somos todas y cada una de nosotras. KC